Cómo reducir los costes de tu casa con un aislamiento correcto

Cómo reducir los costes de tu casa con un aislamiento correcto

El consumo energético se incrementa cada vez más en los domicilios. Esto conlleva ciertos riesgos de cara al invierno, ya que nos hacemos la pregunta de si subirá más el precio de la energía. Por todo esto es preciso tomar el control y poner soluciones que permitan reducir los gastos de las facturas de la luz y el gas.

Según la empresa Danosa, especializada en construcción sostenible, hasta un 99% de viviendas en nuestro país experimentan pérdidas de calor por un aislamiento insuficiente o defectuoso. Queremos presentarte algunos trucos con los que hacer que tu hogar sea más eficiente y bajar los costes de tu casa.

Según la empresa Sismo Building Technology Spain, la energía se escapa por el techo y paredes entre un 25-30% en cada una; por las ventanas entre un 20-25%, y por los suelos entre un 10-15%.

Si notas que tu casa está fría aunque subas el termostato o la calefacción, deberás revisar los siguientes puntos por donde seguramente se está escapando el calor.

Las ventanas son claves a la hora de ahorrar en las facturas. Por esta razón debes revisar cómo se encuentran. Si son antiguas, es probable que necesiten una renovación o cambio. Si decides subsanar estas deficiencias, infórmate de las subvenciones que conceden las Comunidades Autónomas.

 

REFUERZA LAS VENTANAS

Materiales: los marcos más habituales son de aluminio con rotura de puente térmico, madera y PVC. Este último es el ofrece mejor aislamiento proporcionando un ahorro de hasta el 50%. Es muy importante utilizar materiales de primera calidad. Si se van a hacer nuevas instalaciones, es preciso que se hagan bien y realizar una inversión interesante.

Vidrios: los monolíticos son sencillos y poco aislantes; los templados son más resistentes y los flotadores son los más habituales en las reformas por su alta calidad y aspecto. Aunque no lo parezca, los cerramientos de cristal son una buena solución y el acristalamiento puede ser simple o doble.

 

“Tener unas buenas ventanas se traduce en una reducción del consumo energético y, por lo tanto, de la factura del gas y la electricidad en un 50%” – Asociación Ventanas PVC.

 

Sistema de apertura: a la hora de escoger las ventanas, las abatibles suelen ser más herméticas que las correderas debido a su sistema de cierre por presión 

Cajones de la persiana: por ellos penetran corrientes de aire, ruidos, y se pierde calor. Mejora este punto colocando placas de espuma de grafito y recubriendo el lugar donde se enrolla la persiana.

 

CONTROLA LAS PEQUEÑAS FUGAS

Este punto es fundamental para ahorrar en calefacción y que no se escape el calor. En la puerta de entrada, coloca burletes autoadhesivos o atornillados. Si tienes sitio, también sería conveniente poner una doble puerta. Viste las paredes con papel pintado de aislamiento y en el suelo coloca alfombras de lana.

Si tienes el calentador en el exterior, protégelo, será más eficiente y no sufrirá tanto con el frío.

 

UNA INVERSIÓN MUY RENTABLE

Las técnicas más habituales para aislar fachadas son el Sistema de Aislamiento Térmico de Exteriores, donde se adhiere el material al muro; la inyección de de materiales aislantes en las cámaras de aire que permitan aislar los interiores; finalmente el trasdosado, que consiste en aislar colocando placas desde el interior de la casa en las zonas que dan al exterior.

En el caso de que sea en una comunidad de vecinos, es un tema importante a tratar en conjunto y una solución efectiva que merece la pena valorar. Si a esto le añades un buen sistema de aislamiento en ventanas, entonces vas a tener una casa muy bien protegida.

 

En 2M-Arquitectos te ayudamos no solo con tu casa, sino también con tu bolsillo. ¡Contáctanos! Estamos aquí para apoyarte. 

Tu Comentario

Abrir chat